MODA SOSTENIBLE

MODA SOSTENIBLE

Aprendamos a que menos también es más

Hoy quiero hablar con vosotras acerca de un tema que lleva bastante tiempo rondando mi cabeza y es que al igual que cualquier otra gran decisión esto requiere información y pensarlo muy mucho.

Estoy cansada de comprar por comprar, de ver las tiendas abarrotadas de ropa y de personas en busca de un chollo, estoy cansada de ser esa persona que va detrás de los chollos, cuanto más barato mejor no?, estoy cansada.

Hace mucho tiempo vi un documental que me partió el corazón «True Cost» en Netflix, en él nos cuentan la historia de la ropa, de la ropa que nosotros vestimos, de las personas que hacen posible que esa prenda llegue a tu casa, de los que la fabrican, de las grandes empresas que maquillan todo el horror que hay detrás de ellas. Si aún no lo has visto, te recomiendo encarecidamente que le dediques un poco de tu tiempo. Y si quieres algo más concreto te recomiendo el video de Arantxa Cañadas «Ep. 9 Necesitas saber esto: LO QUE ESCONDE LA MODA», donde ella resume de manera sencilla todo aquello que debes saber acerca del tema.

Pues bien y a estas alturas dirás, ¿cuál es la decisión?. La decisión no es otra que dejar de apoyar a estas grandes multinacionales, empezar a apostar por prendas de calidad que duren en mi armario más de 3 meses, apostar por negocios pequeños llenos de ilusión, apostar por nuestro planeta, apostar por aquellas personas que se encuentran al otro lado del mundo produciendo prendas con unas condiciones que dan miedo, apostar por el futuro.

Yo también he caído en la típica frase de; bueno estoy harta de trabajar, voy a darme un capricho. ¿Pero realmente somos conscientes que tu capricho no debe ser a costa de las malas condiciones de otros? Esto tiene una gran similitud con el estilo de vida vegano, habrá personas que lo entiendan y respeten y habrá personas que preferirán seguir sumergidos en su propia mentira.

True cost |Copyright Grandfilm (SensaCine)


Aunque todo lo que os esté contando parezca un horror no es así, día a día salen a mercado marcas que respetan cada uno de los pasos de fabricación de una prenda con todas las consecuencias que ello conlleva, materiales de calidad, buena calidad y condiciones de los trabajadores…

Ahora seguro que la pequeña vocecita dentro de tu cabeza te está diciendo, claro, seguro que hay muchas marcas que respetan todo eso pero, ¿cuánto me va a costar comprarme un modelito? olvídate de gastarte más de 30€ en un pantalón.

Ese es el error, nos hemos acostumbrado a unos precios de risa que ni mucho menos son sostenibles si llevas un proceso ético pero es que, ¿realmente es dinero 70€ para una camisa que te va a durar toda la vida, hecha con materiales de calidad y que no hay nadie sufriendo para que la lleves puesta?, ¿Qué nos pasa hoy en día? pues que sentimos la necesidad de comprarnos una camisa cada semana, cada mes, y claro, eso si que no es sostenible y por supuesto, y ahí no te quito la razón, te vas a arruinar.


Por eso os digo que no es solo un proceso para saber elegir, también debemos ser conscientes de lo que tenemos y de lo que VERDADERAMENTE necesitamos.


En mi caso personal tampoco es que comprara mucha cosa realmente, nunca he sido una amante de la moda ni mucho menos, pero si que no pasaban dos meses sin que fuera a darme ese caprichillo del que os hablaba anteriormente.

Esta semana decidí añadir a mi armario una prenda que ha terminado de cambiar ese pensamiento que tenía hacia la moda, una prenda que me ha hecho ser más consciente de todo aquello que tengo en el armario. Una camisa de Tulle Rouge, la marca de Arantxa Cañadas justo la chica que os hablé párrafos más arriba. Os muestro lo que ellas defienden:

En concreto la camisa es ANNETTE ANIMAL y para acabar con toda esta reflexión os dejo lo bien que sienta y lo cuidado que están cada uno de los detalles.

Espero que te haya gustado este nuevo reto y que te sumes a él, si de verdad te ha interesado házmelo saber e iré compartiendo más marcas que apoyen esta nueva forma de consumo.

Nos vemos muy pero que muy pronto.
Y recuerda, no solo lo material es lo que nos alimenta.

FOODFORSOULS



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *